Marca Motor

Marca

BUSCADOR

Jueves, 19 de marzo de 2015 - 08:45h.

Objetivo: 1.660 km/h

Disparan balas a 3.320 km/h para garantizar la seguridad del piloto del Bloodhound SSC

Disparar proyectiles a la cabina de un coche para garantizar la seguridad del conductor no es normal. En el coche supersónico Bloodhound SSC, que pretende alcanzar el récord de velocidad en tierra superando los 1.660 km/h, sí lo es.

DAVID ARROYO, MADRID

El Bloodhound SSC es un coche supersónico todavía en desarrollo que pretende romper el récord de velocidad existente marcado en 763,035 millas por hora (1.267 km/h) sobrepasando las 800 millas por hora (1.328 km/h.) a finales de este año. No obstante, su verdadera meta es llegar a sobrepasar las 1.000 millas por hora (1.660 km/h) el próximo año 2016, lo que significaría superar en un 33% el actual récord de velocidad en tierra.

Para ello monta dos motores. El primero es un Jaguar V8 sobrealimentado, que “únicamente” tiene la función de servir de bomba de alimentación al Eurojet EJ200, el mismo motor que monta el avión de combate Eurofigther Typhoon. El motor Jaguar tiene que impulsar 40 litros de combustible por segundo en el Eurojet EJ200. A su vez, el cometido de este es tan sólo “acercar” el coche a la velocidad necesaria para que el piloto Andy Green pueda conectar los cohetes que son los que definitivamente llevarán al éxito este reto.

Bloodhound SCC

El intento del récord tendrá lugar en 2016.

Por supuesto, todas las pruebas a las que se está viendo sometido el “coche” son severísimas, pero las que se refieren a garantizar la seguridad del piloto, mucho más. Así por ejemplo, sería posible que durante el trayecto una piedra impactara en la rueda disparando literalmente un trozo de metal o de roca hacia la ya de por sí durísima cabina de fibra de carbono, a pesar de ello con un resultado fatal.

Hay que tener en cuenta que la rueda girará 170 veces por segundo en el momento álgido. Así que, para impedir cualquier incidente, el habitáculo irá reforzado con un doble armazón compuesto por miles de fibras de vidrio entrelazadas. Este habitáculo ha sido probado disparando un proyectil metálico similar a la pieza más grande independiente que va montada en la rueda. Todo ello se puede apreciar en el vídeo que incluye imágenes a cámara lenta tomadas a 40.000 fotogramas por segundo.

La velocidad que alcanzan estos proyectiles de prueba es de 3.320 km/h y sin embargo, ninguno de ellos ha sido capaz de sobrepasar el primer panel, demostrando su altísima capacidad de blindaje. Un paso más hacia un récord que puede hacer historia.

Síguenos en twitter: @marcamotor / @davidaarroyovarg
Hazte fan de Marca motor en facebook

En esta noticia ya no se admiten nuevos comentarios

Bloodhound SCC

Bloodhound SSC

SÍGUENOS EN

TODAS LAS MARCAS

Noticias RSS | Términos y Condiciones | Privacidad | Cookies | Contacto

Un web de MARCA.com