Marca Motor

Marca

BUSCADOR

Jueves, 5 de diciembre de 2013 - 13:09h.

Se fabricarán 918 unidades

Al volante del Porsche 918 Spyder: el deportivo del futuro

Ponemos a prueba los 887 caballos del último súper deportivo híbrido de Porsche en el circuito valenciano de Cheste

· Fotogalería del nuestro contacto con el Porsche 918 Spyder

JAIME HERNÁNDEZ, VALENCIA

Aproximadamente cada diez años, Porsche presenta una serie limitada muy especial, que incorpora los últimos avances tecnológicos logrados por la marca y que suele ser punto de referencia para la siguiente generación de sus modelos. Así ha ocurrido, por ejemplo, con el 959, el 911 GT1 y más recientemente, en 2003, con el Carrera GT. Sin embargo, nos atrevemos a decir que el 918 Spyder va mucho más lejos en su salto al futuro y representa un concepto de vehículo deportivo de carretera inédito, con soluciones tan brillantes como innovadoras, que nadie había llevado tan lejos hasta la fecha.

Nunca habíamos conducido un coche de carretera tan excepcional. No sólo dispone de una potencia salvaje (887 caballos), sino que también muestra una increíble eficiencia energética, presenta un chasis sobresaliente y un diseño más próximo a un sport prototipo que a un coche normal, donde todo está pensado para que el conductor saque el partido óptimo en cada circunstancia.

[foto de la noticia]

A los mandos del 918

En Marca motor hemos tenido la ocasión de formar parte del reducido grupo de medios de comunicación de todo el mundo que han acudido a Valencia para probar el coche a fondo tanto en el circuito de Cheste como por las carreteras de alrededor y en la ciudad.

El veredicto es sobresaliente. En la pista que lleva el nombre de Ricardo Tormo éramos capaces de rodar en tiempos similares a un Maserati del Trofeo o a un vehículo del Campeonato del Mundo de Turismos… y eso contando con que apenas se daban un puñado de vueltas sin opción de repetir y a que no se empleaban los rapidísimos slick de competición, sino unos neumáticos de carretera específicamente desarrollados por Michelin para el 918 Spyder, unas gomas que, por cierto, se mostraron a la altura del resto del vehículo por su tacto y comportamiento.

Prestaciones estratosféricas
Una de las cosas más sorprendentes de este Spyder es quizá la aceleración. El nuevo superdeportivo de Porsche es un híbrido enchufable, con un motor V8 atmosférico de combustión que, con 4.6 litros de cilindrada, consigue nada menos que 608 caballos, una de las potencias específicas más altas logradas por este tipo de propulsores.

Muy ligero, pues apenas pesa 138 kilos, y situado en posición central trasera, lleva acoplada a él una caja de cambios de doble embrague PDK con siete marchas y, a continuación, un motor eléctrico que funciona en paralelo. A estos se suma otro motor eléctrico independiente en el eje delantero, que sirve de apoyo al conjunto, ofrece las ventajas de una tracción total en determinadas circunstancias y se desacopla a partir de los 265 kilómetros por hora.

Esto se traduce en una potencia conjunta de 887 caballos que, trabajando con diferentes estrategias según el modo seleccionado de los cinco que puede elegir el conductor a través del volante, son capaces de dejarnos literalmente pegados al asiento cuando hundimos el pie sin contemplaciones en el pedal del acelerador.

Porsche 918 Spyder

918 Salzburg Racing Design

Y es que a la enorme fuerza del V8 se une la inmediatez de respuesta de los propulsores eléctricos, lo que permite pasar de 0 a 100 km/h en 2,6 segundos, llegar a los 200 km/h en 7,2 y subir hasta los 300 km/h en 19,9 segundos, para seguir acelerando sin descanso hasta alcanzar los 345 km/h de velocidad máxima, algo para lo que hay que utilizar circuitos cerrados donde la seguridad es muy elevada.

Pero si estas cifras dejan boquiabierto a cualquiera, no es menor la cara de perplejidad al conocer que, utilizando los modos de conducción eficiente, se ha llegado a homologar un consumo medio de 3 litros de gasolina por cada 100 kilómetros recorridos, un gasto propio de los utilitarios más afinados. El 918 Spyder dispone de cinco programas de funcionamiento distintos: E-Power, de impulsión estrictamente eléctrica (con 31 kilómetros de autonomía), Hybrid, combinando todos los motores pero con una estrategia de eficiencia, Sport Hybrid, con una orientación más deportiva, Race Hybrid, orientado hacia prestaciones y Hot Lap, en el que todos los sistemas se centran en conseguir la máxima prestación.

Estas cifras se han conseguido con el Paquete Weissach opcional que, gracias entre otras cosas a unas llantas de magnesio, a cojinetes de rueda específicos y a varias piezas extra de fibra de carbono, reduce en 41 kilos el ya de por sí ligero peso del 918 Spyder (1.674 kilos). Sin él habría que sumar alguna décima extra a determinadas mediciones, igual que a las emisiones de CO2, de 70 gramos por kilómetro ó de 72, dependiendo de si dispone o no de dicho paquete.

Porsche 918 Spyder

Consola central Black Panel

Un aspecto imponente
El diseño del 918 Spyder es un homenaje a los legendarios coches de carreras de la marca, como el mítico 917, que hizo historia en los 70 con sus triunfos en las 24 Horas de Le Mans. Pero también recuerda a su antecesor en las series especiales de Porsche, el Carrera GT, del que toma el formato targa, las cúpulas traseras sobre el motor y el puesto de conducción con la consola central elevada hacia el salpicadero.

En su inconfundible silueta destacan detalles como la salida de los tubos de escape hacia arriba, justo detrás de los reposacabezas, las tomas de aire laterales traseras, por detrás de las puertas, o los faros de LED, con cuatro puntos marcados para la luz diurna. El alerón trasero retráctil y autorregulable, así como los enormes discos de freno cerámicos y unas ruedas inmensas, de medidas diferentes en cada eje, completan esa estética más propia de los circuitos que de la calle.

El chasis del 918 Spyder es un ligero y ultrarresistente monocasco hecho de plástico reforzado con fibra de carbono (CFRP), al que se acopla la carrocería, construida en parte del mismo material y en otras zonas, como los capós, de poliuretano. Las baterías y la transmisión van colocados en la posición más baja y centrada posible, con un reparto de pesos casi perfecto: 57% sobre el eje trasero y 43% sobre el delantero.

El concepto, la estructura y los componentes de este chasis provienen directamente del RS Spyder de competición. La suspensión delantera es de brazos dobles oscilantes y la trasera multibrazo, con dos amortiguadores electrónicos por rueda, gestionados por el sistema PASM de suspensión activa. El eje trasero también es direccional, para mejorar la agilidad y rapidez en curvas. Gracias a la última evolución del sistema Porsche Torque Vectoring Plus (PTV Plus) con bloqueo de diferencial trasero regulado electrónicamente, el comportamiento dinámico es de primerísimo nivel.

Sistema híbrido y aerodinámica
El corazón del sistema híbrido del Porsche 918 Spyder es la batería de iones de litio de 1,7 kW/kg de potencia específica (la mayor de un vehículo híbrido) con sistema de carga enchufable. Se puede cargar mediante el cargador estandar de a bordo o mediante la estación de carga rápida opcional que ofrece Porsche y que sólo necesita 25 minutos para alcanzar el 100% de su capacidad. El enchufe está integrado detrás de una tapa en el pilar B derecho, justo en el lado opuesto al del combustible.

La aerodinámica también tiene una importancia notable en un vehículo de tan altas prestaciones. Además de unos bajos completamente carenados, el Porsche de carretera más radical dispone de una aerodinámica activa (PAA), que consigue mayor o menor carga en función de diversos parámetros y del modo de conducción elegido. Actúa sobre el alerón trasero retráctil, los bajos frente al eje delantero y las entradas de aire situadas bajo los faros principales.

En el interior observamos la instrumentación es típica de la marca, dividida en dos áreas básicas. En primer lugar están los controles más importantes para la conducción, agrupados alrededor del volante y combinados con el clásico cuadro de instrumentos circulares de Porsche. Pero el elemento más destacado es el bloque del sistema de información y entretenimiento que se utilizó por primera vez en el Carrera GT. La nueva tecnología Black Panel (Panel Negro, hasta que se pone el contacto) hace que todos los controles se manejen de forma sencilla e intuitiva mediante una pantalla táctil que, por cierto, va cubierta de seis capas de protección que la hacen resistente a arañazos y evitan reflejos.

Porsche 918 Spyder

En el habitáculo se aprecia el inconfundible carácter deportivo, con el carbono del monocasco visible en muchas zonas, unos magníficos asientos hechos también de CFRP y el volante en posición completamente vertical, como en un coche de carreras, donde van diversas teclas, entre ellas la rueda para conmutar entre los cinco modos de conducción y las levas del cambio de marchas. La postura es perfecta, no así la entrada y salida del coche, que se hace con dificultad, tal y como ocurre en los vehículos de competición.

Las 918 unidades que se fabricarán antes de finales de 2014 se van a entregar por riguroso orden de pedido. En estos momentos ya se han formalizado más del 50%, la mayoría de ellos en Estados Unidos, un 25% en Europa y un 15% en China. Sorprendentemente, en España ya hay 10 pedidos en firme y dos más están a la espera de poder probar el vehículo. Y es que en Porsche, a diferencia de otras marcas, dicen que sus clientes quieren conocer bien el producto antes de comprarlo. En un porcentaje alto son personas que disfrutan de la conducción, no meros especuladores o coleccionistas. De hecho, estiman que en torno al 25% de los clientes pedirá el coche con el paquete opcional Weissach.

17 comentarios

Athletic_Geuria

#11 09.dic.2013 | 09:20

#10 En que mundo vives tu? Los pilotos de Rally, F1, DTM, Nascar y asi otras tantas competiciones de alta velocidad, son personas con una habilidad al volante envidiable, con una experiencia y preparación que ningún conductor de calle jamas tendrá, y por no hablar de los coches que manejan, coches que por caracteristicas tecnicas no se parecen a coches que están diseñados y homologados para circular. Bienvenido al mundo real @G_O_A_T

Denunciar

Valorar:  Positivo Negativo

Athletic_Geuria

#12 09.dic.2013 | 09:25

@G_O_A_T Y dile a tu padre que no vaya tan sobrao con su C5 a 200km/h, que ni mucho menos esa tartana es para ir a esa velocidad, y que conste que lo digo por su bien ee

Denunciar

Valorar:  Positivo Negativo

G_O_A_T

#13 09.dic.2013 | 11:45

#11 Te voy a decir algo que ya deberias saber. Antes de decir nada es mejor pensar. Evidentemente un piloto sabe conducir, pero hace unas decadas siempre la palmaba alguno porque no tenian la ayuda de ahora. En estos dias para ir muy rapido con un Ferrari y no tener un accidente solo hace falta tener el carné de conducir. #12 El coche es de mi parde, pero soy yo el que va a 200 ó mas. Con 173 cv no es una tartana precisamente

Denunciar

Valorar:  Positivo Negativo

acid303

#14 09.dic.2013 | 12:41

#13 ya no te voy a decir mas que te mires en youtube la cantidad de accidentes que hay con superdeportivos de ultima generacion, de esos que van sobre railes. Sobre la columpiada que te has pegado con los f1, dtm, etc. ya te han respondido pero solo te dire que si tu pillas un f1 y pones el control de traccion al maximo, aun asi no es que te salgas el la primera curva, es que no llegas a ella, lo trompeas acelerando en recta y probablemente lleves un collarin el resto de tu vida.

Denunciar

Valorar:  Positivo Negativo

Spekz

#15 09.dic.2013 | 17:12

Su predecesor, el carrera GT, ya era muy conocido por ser un coche exageradamente nervioso, un coche que no perdonaba errores. Es un coche hecho para gente que sepa pilotar, no simplemente conducir. Y aunque cualquier novato lo pueda conducir, quien no lo respete acabará seguramente con su nombre en una corona funeraria en un guardarrailes.

Denunciar

Valorar:  Positivo Negativo

G_O_A_T

#16 10.dic.2013 | 11:41

#14 Vete a a la playa a que te de un poco el aire. Yo no estoy hablando de la competición, yo solo digo que los deportivos de hoy dia se conducen a grandes velocidades con seguridad por cualquiera, cuando vayais a 240 en un 430 entendereis lo que digo. Hay excepciones, como el 911 RS2 que tiene muy pocos sistemas de ayuda y si que tienes que tener mucho cuidado y no lo lleva cualquiera. El tener o no accidentes depende de muchas cosas, pero sio conduces por tu sitio y tomando bien las curvas no hay posibilidad de accidentarse, a no ser que pinches.

Denunciar

Valorar:  Positivo Negativo

En esta noticia ya no se admiten nuevos comentarios

Porsche 918 Spyder

Porsche 918 Spyder

SÍGUENOS EN

TODAS LAS MARCAS

Noticias RSS | Aviso legal | Contacto

Un web de MARCA.com