Marca Motor

Marca

BUSCADOR

Lunes, 25 de marzo de 2013 - 11:47h.

UNA GAMA CON MOTORES DIÉSEL DE 125 Y 150 CV, Y GASOLINA DE 151 CV

El Toyota RAV4 ya tiene precios para el mercado español

La nueva generación de este todocamino gana en muchas facetas, pero sobre todo, como coche familiar para cinco ocupantes. No es un 4x4, pero tampoco se echa para atrás por el campo.

· Primeras informaciones tras su presentación en Los Ángeles
· Información tras su presentación internacional

FÉLIX CEREZO

[foto de la noticia]

Toyota RAV4

Toyota ya tiene a la venta en España la nueva generación del RAV4, el coche que inventó allá por 1994 la categoría de los SUV compactos. Aquel modelo ya compartía algunas de las características que todavía hoy perviven, como la suspensión independiente, la estructura monocasco o la ausencia de reductora. Pero, lógicamente, son muchas más las cosas que les separan.

Citaremos sólo lo que se refiere a la carrocería (el avance tecnológico es inevitable), porque es donde se sustancia precisamente uno de los grandes progresos en el nuevo RAV4. En concreto, el modelo de hace casi 20 años, que se empezó vendiendo sólo con tres puertas, medía sólo 3,69 metros de largo, es decir, 19 centímetros menos que un Yaris actual y apenas un palmo más que modelos como el Vw Up! o el Fiat 500.

En cambio, el modelo que ya está en los concesionarios, ya sólo con cinco puertas, ha dado un notable estirón (13 centímetros extra) hasta los 4,57 metros, apenas dos centímetros más que un Mazda CX-5, exactamente lo mismo que un Honda CR-V y siete centímetros por debajo de un BMW X3. Aunque eso no impide que tenga el menor radio de giro (10,6 metros). Y como ha ganado 10 centímetros de batalla, disfruta ahora de un espacioso habitáculo que sorprende con medidas como la distancia disponible para las piernas de los ocupantes traseros. O la capacidad del maletero, nada menos que 547 litros (un 30% más) a los que hay que añadir otros 100 litros de un doble fondo.

Sin rueda de repuesto
Esto último implica varias cosas. Primero, que el coche se ofrece sólo con cinco plazas. Y segundo, que existe doble fondo porque no hay rueda de repuesto, sino kit antipinchazos. Si se pide una, que es normal, pero siempre con llanta de chapa de 17 pulgadas, adiós a ese doble fondo. Aparte, no es barata: 500 euros ya que según Toyota, al coste de la propia rueda hay que sumar la readaptación de toda esa zona oculta del suelo.

El avance en la habitabilidad llega porque así lo habían pedido los clientes potenciales, deseosos de un coche más familiar. También atendiendo a esas peticiones, se ha mejorado la calidad del interior y aislado mejor el habitáculo, tanto a nivel de ruidos como en los soportes de las suspensiones.

En aquel momento, Toyota no tenía cerrados unos precios que ya ha confirmado. La tarifa de arranque es de 25.990 euros, en una gama que se ofrece con dos niveles de acabado (Advance y Executive), tres motorizaciones (diésel de 124 y 150 caballos, gasolina de 151 caballos), tres tipos de cambio (manual de 6 velocidades, MultiDrive de tipo CVT y automática de 6 velocidades AutoDrive) y con tracción delantera (sólo el diésel pequeño) a las cuatro ruedas AWD (los otros dos motores).

El modelo más caro cuesta 38.590 euros, descontado siempre un descuento de lanzamiento de 1.710 euros. Si, además, el cliente (y la versión elegida) pueden acogerse al Plan PIVE2, habrá que descontar otros 1.000 euros del Gobierno (la marca ya los incluye en el primer descuento).

[foto de la noticia]

Toyota RAV4

Un sistema que se adelanta
Además, en las versiones con acabado Advance se puede adquirir, por solo 500 euros en lugar de los 2.500 que cuesta, el Pack Drive que incluye faros de Xenón, llantas de aleación de 18”, cristales traseros oscurecidos y portón trasero eléctrico (con apertura ahora en vertical y posible accionamiento eléctrico con memoria).

La dotación mínima incluye llantas de aleación de 17’’, control de crucero, sistema Start & Stop, retrovisores exteriores eléctricos, sensores de lluvia, luz y de presión de neumáticos, climatizador dual, retrovisor interior electrocromático, sistema de info-entretenimiento Toyota Touch, cámara de visión trasera y sistema de audio con 6 altavoces. Entre los equipamientos disponibles ya hay detector de ángulo muerto, avisador de cambio involuntario de carril, luces automáticas de carretera.

No obstante, sólo las versiones AWD cuentan con el sistema dinámico de conducción que constituye una de las grandes novedades de esta generación del RAV4. El dispositivo puede llegar a actuar sobre el acelerador, la dirección, la tracción e incluso el cambio, cuando es automático.

Se acciona a través del modo Sport y su gran ayuda es que, básicamente, se adelanta a los acontecimientos. Así, en lugar de esperar a que haya una pérdida de tracción en el eje delantero, basta que detecte un giro de volante (por ejemplo a la entrada de una curva) para que ya pase un par mínimo del 10% al trasero. A partir de aquí, y en función de la adherencia, puede mandar hasta un 50% a cada eje, volviendo al 100% del par delante cuando se sale de la curva.

Efectividad campo a través
El sistema ayuda así tanto en carretera como en campo, por lo que Toyota organizó un pequeño recorrido off road para demostrar su utilidad fuera del asfalto. Y para contrastar que, aunque ni siquiera tiene reductora, este SUV solventa sin problemas el 99% de las situaciones a las que se enfrentará el cliente tipo, incluyendo unos respetables vadeos y zonas muy embarradas.

Luego, en un circuito muy ratonero, hubo ocasión de probar específicamente el modo Sport. Con el desconectado, el Rav4 no puede evitar irse del eje delantero cuando se fuerza en exceso, mientras que activándolo, el morro se clava menos en las curvas y se nota bastante más sujeto el eje trasero, aunque esto último puede ser una rémora para determinados conductores. En todo caso, con el sistema activado o sin él, el control de tracción termina resultando muy intrusivo.

LISTA DE PRECIOS
Toyota RAV4 150 AWD Advance – 29.290 euros.
Toyota RAV4 150 AWD Advance Multidrive – 31.290 euros.
Toyota RAV4 150 AWD Executive – 34.590 euros.
Toyota RAV4 150 AWD Executive Multidrive – 36.590 euros.
Toyota RAV4 120D Advance 4x2 – 25.990 euros.
Toyota RAV4 150D AWD Advance – 29.990 euros.
Toyota RAV4 150D AWD Advance Autodrive – 33.290 euros.
Toyota RAV4 150D AWD Executive – 35.290 euros.
Toyota RAV4 150D AWD Executive Autodrive – 38.590 euros.


2 comentarios

garicuper

#1 26.mar.2013 | 15:23

Precios escandalosos. Estos se piensan que el dinero cae del cielo.

Denunciar

Valorar:  Positivo Negativo

AlvaroAM

#2 02.abr.2013 | 22:10

La calidad hay que pagarla

Denunciar

Valorar:  Positivo Negativo

En esta noticia ya no se admiten nuevos comentarios

Toyota RAV4

Toyota RAV4

SÍGUENOS EN

TODAS LAS MARCAS

Noticias RSS | Aviso legal | Contacto

Un web de MARCA.com