Marca Motor

Marca

BUSCADOR

Miércoles, 1 de agosto de 2012 - 14:29h.

LLEGARÁ A FINAL DE AÑO

La gama Astra estrena el motor diésel 2.0 BiTurbo

Disponible en el Astra cinco puertas, GTC y Sports Tourer, el BiTurbo cuenta con 195 CV que le permiten alcanzar los 226 km/h.

NATACHA ALFAGEME

La gama Astra se completa todavía más. Los nuevos modelos de la marca alemana montarán a partir de ahora un nuevo motor diésel 2.0 BiTurbo CDTi de cuatro cilindros con una potencia de 195 CV y 400 Nm de par máximo. Muy pocos compactos con estas características respecto al precio o tamaño cuentan con una potencia tan elevada.

[foto de la noticia]

Motor 2.0 BiTurbo

Tres versiones del nuevo Astra van a equipar desde ahora este motor: el cinco puertas, el Coupé GTC y también el familiar Sports Tourer. El primero de ellos alcanza una velocidad punta de 226 km/h; con estos datos, el cinco puertas se convierte en el Astra diésel más rápido. Gracias al sistema Start&Stop de ahorro de combustible, el GTC consume 4,9 litros a los 100 km -el cinco puertas y el Sports Tourer 5,1 litros/100 km-, emitiendo 129 g/km de CO2 -5 gramos menos en comparación con los otros dos modelos-.

El motor BiTurbo fue utilizado por primera vez en el año 2012 en el Insignia. Ya que la disposición del motor del Astra es distinta a la del Insignia, se ha separado internamente el módulo del intercooler entre el pequeño y el grande. En el Astra, los dos intercoolers están refrigerados por aire. Esta gama de Astra se podrá solicitar a partir de otoño y estrá disponible en los concesionarios a finales de año.

El motor 2.0 BiTurbo CDTi perseguía desde sus inicios un objetivo: llevar a cabo rápidamente un aumento de presión del aire a bajo régimen, a la vez que ofrecer una buena respuesta al acelerador a medio y alto régimen. El aire que entra en el motor está ajustado a sus revoluciones y a las necesidades de los dos turbocompresores -de diferente tamaño-.

Pero si os estáis preguntando cómo funciona este motor con más detalle, a continuación os ofrecemos una explicación más a fondo. Cuando las revoluciones se mantienen bajas, un intercooler adicional asegura que el volumen de aire llegue rápida y directamente a la cámara de combustión. Este intercooler funciona únicamente en conjunción con el turbocompresor pequeño. Esto quiere decir que la respuesta al pedal del acelerador se produce de forma más inmediata, evitando en lo posible el efecto de 'retraso' de la entrada del turbo. A partir de 1.250 rpm, el conductor tiene a su disposición más de 320 Nm de par, el 80% del par máximo de 400 Nm que se consigue entre 1.750 y 2.500 rpm.

[foto de la noticia]

Si las revoluciones ascienden a medio régimen, ambos turbocompresores funcionan de forma conjunta, con el turbocompresor más grande precomprimiendo el aire de admisión antes de ser comprimido completamente por el pequeño. La válvula 'bypass' controla siempre ese paso de flujo de gases de escape al turbocompresor grande. Como resultado de todo ello, disfrutaremos de una potente aceleración continua. Por último, al llegar a un alto régimen de revoluciones -a partir de 3.000 rpm aproximadamente-, el flujo de gases de escape va directamente al turbocompresor grande, conservando así la entrega de potencia fluida a altas velocidades.

Síguenos en twitter: @marcamotor; @Natacha_Alfagem
Hazte fan de Marca motor en facebook

1 comentario

ElGranAyrtonSenna

#1 01.ago.2012 | 21:29

Interesante que se recupere la idea de los Biturbo para coches "de calle", dejando de lado algún deportivo de alta gama que los llevan... La incógnita es cómo se comportarán los motores Opel con éstos, ya que por tradición no son un prodigio de comportamiento como pueden tener los del grupo VAG... Se les tendrá en cuenta a ver qué tal salen... Natacha, molan tus artículos. Gracias.

Denunciar

Valorar:  Positivo Negativo

En esta noticia ya no se admiten nuevos comentarios

Cinco puertas, GTC y Sports Tourer.

Cinco puertas, GTC y Sports Tourer.

SÍGUENOS EN

TODAS LAS MARCAS

Noticias RSS | Aviso legal | Contacto

Un web de MARCA.com