Marca Motor

Marca

BUSCADOR

Domingo, 4 de marzo de 2012 - 11:47h.

LA MARCA GERMANA ESTRENA LA DIVISIÓN M PERFORMANCE AUTOMOBILES

BMW estrena su particular 'tercer impulso' con el M550d xDrive

Con un nuevo motor de tres litros y seis cilindros en línea, que entrega 381 CV gracias a un triple turbo, BMW estrena una nueva división de vehículos de altas prestaciones denominada M Performance Automobiles.

FRANCIS FERNÁNDEZ. MÚNICH

BMW estrena una nueva división, bautizada con el nombre de M Perfomance Automobiles, y lo hace sin escatimar medios técnicos. A partir de ahora, M Perfomance colocará sus productos entre la gama habitual de la marca, y los modelos más carismáticos y deportivos, firmados por M GmbH. Para estrenarse, propone una auténtica revolución tecnológica en los motores alimentados por gasóleo.

[foto de la noticia]

BMW M550d xDrive

M Perfomance ha desarrollado un nuevo motor de seis cilindros en línea con tres litros de cilindrada, al que extrae nada menos que 381 CV de potencia y un par motor de 740 Nm a partir de 2.000 rpm. El casi milagro se consigue gracias a la puesta a punto de un impresionante sistema de sobrealimentación, en el que trabajan a destajo nada menos que tres turbocompresores.

La puesta a punto ha sido especialmente complicada, para conseguir que las tres turbinas trabajen con el mejor rendimiento posible, respetando además los flujos de aire que previamente se habían prefijado en los departamentos de investigación de motores de la marca.

Tres soplos acompasados
Este complejo sistema de sobrealimentación lo componen tres turbinas de geometría variable, una grande, que trabaja con bajas presiones de soplado, y otras dos de alta presión. Todas van conectadas en serie-paralelo y su funcionamiento es bastante complejo. Por debajo de las 1.500 rpm sólo sopla una de las turbinas pequeñas. La turbina grande esta, por decirlo de alguna forma, "cortocircuitada". Entre 1.500 y 2.700 rpm entra en funcionamiento el turbo grande, por lo que en ese rango trabajan una turbina pequeña y la turbina grande de baja presión.

[foto de la noticia]

Interior del M550d xDrive

Cuando se superan las 2.700 rpm, el flujo de aire que le llega a la turbina pequeña proveniente de la grande resultaría imposible de gestionar, por la diferencia de volumen de aire que pueden procesar ambas. Antes de que colapse el turbo pequeño, se pasa parte del flujo de aire a la tercera turbina, que hasta el momento ha estado inactiva. Hasta el régimen de corte por lo tanto trabajan los tres turbocompresores al unísono.

Los resultados de todo este complejo trabajo de dinámica de fluidos es impresionante. La patada de este motor a bajas revoluciones es casi salvaje. Si no fuera gestionado por un complejo sistema de controles de tracción y estabilidad, y por la distribución del par a los cuatro neumáticos gracias al empleo de la tracción integral xDrive, los 740 Nm de par serían muy difíciles de convertir en aceleraciones tan puras y fulgurantes. Impresiona sobre todo cuando viajamos en posición Sport y desde parado, hundimos el pie el acelerador. Su cambio de 8 relaciones nos trasporta casi sin darnos tiempo a reaccionar hasta los 250 km/h, velocidad en la que todo se termina ya que la velocidad está autolimitada, aunque las posibilidades y ganas de seguir incrementando la velocidad quedan muy claras.

[foto de la noticia]

BMW M550d xDrive

Sólo una cifra. Para pasar de 0 a 100 km/h sólo hacen falta 4,7 segundos. Los consumos en la berlina, que fue la carrocería que pudimos conducir, se sitúan en sólo 6,3 litros a los 100 km, cifra que será muy difícil de mantener a poco que nos demos dos o tres alegrías. Su bastidor también ha sido afinado, y la verdad es que nos permite trasladar al suelo toda la potencia sin ponernos en ningún aprietos. La prueba discurrió por carreteras sucias y la verdad es que el M550d siempre se mostro dócil y bien aplomado.

M Perfomance también ha realizado algunos cambios en el bastidor, suspensiones y carrocería. Crecen las barras estabilizadoras, se cambian los programas de la suspensión, en el caso de que se monte el Integrated Chasis Management y se adaptan también los reglajes de la dirección Servotronic, con programa especial M. Además, de serie lleva siempre la tracción integral xDrive de la marca.

Este nuevo motor se ofrecerá en mayo para la berlina y el familiar Touring, y en junio formará parte de la gama del X5 y el X6 con las denominaciones X5 M50d y X6 M50d. Su precio es de 90.400 euros para la berlina y 93.600 euros para el Touring. Por 92.500 euros podemos hacernos con los servicios del X5 M50d, mientras que el X6 M50d sube hasta los 98.700 euros.

[foto de la noticia]

BMW M550d xDrive

BMW M550d xDrive berlina
Precio: 90.400 euros
CO2: 165 gr/km.

FICHA TÉCNICA
Motor: de gasóleo, 6 cilindros en línea sobrealimentado mediante tres turbos
Cilindrada: 2.993 c.c.
Potencia: 381 CV a 4.000 rpm
Par: 740 Nm de 2.000 a 3.000 rpm
Transmisión: a todas las ruedas con cambio automático de 8 relaciones

MEDIDAS
Largo/Ancho/Alto: 4.910/1.860/1.454 mm
Distancia entre ejes: 2.968 mm
Ancho de vías: 1.594/1.599
Peso: 1.970 kg
Maletero: De 520 litros
Depósito: 70 litros
Diámetro de giro: 11,9 metros

PRESTACIONES
Velocidad máxima: 250 km/h
0-100 km/h: 4,7 segundos

CONSUMOS
Mixto: 6,3 l/100 km.

Síguenos en twitter: @marca_motor
Hazte fan de Marca motor en facebook

BMW M550d xDrive

BMW M550d xDrive

TODAS LAS MARCAS

Noticias RSS | Aviso legal | Contacto

Un web de MARCA.com