Marca Motor

Marca

BUSCADOR

Viernes, 2 de marzo de 2012 - 13:31h.

YA ESTÁN A LA VENTA DESDE 17.300 EUROS

Scénic y Grand Scénic, nueva cosecha para 2012

El que fuera el primer monovolumen compacto allá por 1996 llega a una nueva entrega con más equipamiento, seguridad y eficiencia gracias a tecnologías heredadas de la Formula 1. En el plano estético, se acentúa la diferenciación entre las dos carrocerías.

FÉLIX CEREZO. VALLADOLID

Renault ya dio muestras de ser una marca avispada cuando en 1984, y en paralelo con Chrysler y su Voyager, dio cuerpo al primer monovolumen con el Espace. La jugada se repetiría luego con distintos modelos que estiraron el concepto en varios sentidos, con el Twingo o el Modus. Pero sobre todo con aquel invento que en 1997 bautizaron como Scénic y que, con innovaciones como los cinco asientos individuales y un habitáculo de gran modularidad en un formato muy reducido, dio el pistoletazo de salida al fenómeno del monovolumen compacto.

Está disponible en dos versiones: Scénic, más deportivo y de cinco plazas, o Grand Scénic, más familiar y de cinco o siete plazas.

Desde entonces, 15 marcas se han hecho su hueco en esta categoría, que supone el 10% de las ventas en Europa y un tercio de las de coches compactos. En paralelo, el propio Scénic ha conquistado a más de cuatro millones de compradores, casi 500.000 de ellos en España, y ha engullido tres generaciones.

Sobre la última, acaba de llegar a los concesionarios una amplia puesta al día que en el plano estético tiene una consecuencia no sujeta a discusión: se acentúa la diferenciación entre las dos carrocerías de forma que el Scénic (más pequeño y con cinco plazas) pretende, según Renault, ser más deportivo a la vista y el Grand Scénic (con cinco o siete asientos) busca una imagen con más estatus. Esa distinción se apoya en los numerosos elementos que han cambiado en ambos modelos, como el frontal, que lo ha hecho por completo y añade luces de día de tipo LED.

El motor dCi de 110 CV, la estrella
También se han retocado materiales y colores en el interior, se incorporan nuevas combinaciones de tapicerías y se han cambiado los grafismos de la pantalla TFT de la instrumentación.

[foto de la noticia]

Scénic y Grand Scénic

Luego están las mejoras no tan obvias pero con un resultado indudable. Entre ellas, la que supone nuevo bloque Energy dCi 110 CV, que se estrena en Renault sobre los Scénic/Grand Scénic. Éste parte del conocido propulsor 1.5 dCi con retoques inspirados en la experiencia de la marca en la Fórmula 1 y que afectan la inyección, el turbo o la propia arquitectura. Todo ello, más la adopción del Stop & Start, hacen que gane un 8% en par motor (260 Nm) mientras gasta y contamina un 16% y un 18% menos, respectivamente. O lo que es lo mismo, que homologue un gasto medio de 4,11 litros y unas emisiones de CO2 de 105 gramos que lo liberan de pagar Impuesto de Matriculación.

Algunos de los elementos que incorpora este motor, como el turbo de baja inercia o el Start&Stop, proceden del 1.6 dCi de 130 caballos, que tampoco consume mucho más (4,4 litros de media y 114 gr/km de CO2), que fue el que montaba la unidad probada durante la toma de contacto y que destaca por lo fino que anda y lo mucho que corre. En cuanto al consumo real, sólo podemos dar el dato de la computadora y en un escenario muy limitado: tras unos 150 kilómetros de autovía bastante llana y con un crucero cercano a los 140 km/h, el dato era de 7,5 litros.

[foto de la noticia]

Interior de la gama

En mayo, la oferta se extenderá con un nuevo motor gasolina 1.2 TCe 115 CV, primer fruto de la estrategia ‘downsizing’ con este combustible y que gasta un 20% menos que el 1.6 16v 110 CV.

Nuevos equipamientos de seguridad
El equipamiento es el tercer frente que aborda la nueva generación Scénic/Grand Scénic. Destacan tres elementos: la ayuda al arranque en pendiente, el intermitente de autopista (que se acciona con una pulsación y se desconecta solo) y, especialmente, el sistema VisioSystem. Este último es de serie u opcional, y ofrece una doble funcionalidad. Por un lado, cambia solo entre cortas y largas para evitar deslumbramientos (de frente o por detrás) y también avisa de una probable salida del carril por el que circulamos. Lo hace cuando siempre que se pisa una línea continua o discontinua sin intermitente y avisa mediante indicaciones luminosas y sonoras con tal eficacia e insistencia que, honestamente, puede llegar a ser hasta molesto. Consejo: o se desconecta o ya podemos no dejar de usar el intermitente.

Estos elementos se suman a los que ya podían tener los anteriores Scénic/Grand Scénic: sistema de navegación Carminat TomTom, equipo de sonido Bose, pantalla en color TFT personalizable para la instrumentación, encendido y luces automáticas, regulador/limitador de velocidad, control de presión de los neumáticos, faros direccionales bixenón y un gran número de controles de ayuda....

[foto de la noticia]

Scénic y Grand Scénic

El precio apenas se modifica
La oferta comercial al completo del Scénic/Grand Scénic contempla siete motores (gasolina de 110, 130 y 140 caballos, diésel de 95, 110, 130 y 150 caballos); tres tipos de cambio (manual, automático de convertidor de par y manual automatizado de doble embrague) y cuatro acabados (Authentique, Expression, Dinamyque y Privilège). Los precios, sin ningún tipo de ayuda campaña, o vinculación financiera parten de 17.300 euros, lo que supone estar (con las mejoras introducidas) casi al mismo nivel que antes, y terminan en los 28.600 euros.

A igualdad de motorización, la carrocería grande cuesta 900 euros más que la pequeña y si se desea la configuración de siete plazas, hay que añadir otros 500 euros. Están disponibles un gran número de packs opcionales que permiten personalizar el coche y, cuando no viene de serie, el Visio System cuesta un mínimo de 245 euros.

Síguenos en twitter: @marca_motor
Hazte fan de Marca motor en facebook

Renault Scénic y Grand Scénic

Renault Scénic y Grand Scénic

TODAS LAS MARCAS

Noticias RSS | Aviso legal | Contacto

Un web de MARCA.com