Marca Motor

Marca

BUSCADOR

Miércoles, 5 de mayo de 2010 - 10:47h.

POR EL MÓDICO PRECIO DE 210.000 EUROS

Audi R8 GT, edición exclusiva para 333 privilegiados

Poco más de trescientos afortunados podrán disfrutar de la edición exclusiva del R8 denominada GT, un deportivo con mayúsculas.

MIGUEL ÁNGEL MORÁN / SEVILLA

La marca de los cuatro aros lanza al mercado una serie exclusiva de 333 unidades de su deportivo más radical con la denominación Audi R8 GT. Cada R8 de esta edición va identificado con su número de producción en el pomo de la palanca de cambios. Pero éste no es el único detalle que diferencia al R8 GT del R8 de calle que actualmente rueda por nuestras carreteras...

Gracias al empleo de materiales ligeros, el peso del R8 GT se reduce en hasta 100 kilos con respecto a la versión básica. Para lograrlo, la marca germana emplea una carrocería de aluminio denominada Audi Space Frame (ASF) que pesa tan sólo 210 kilogramos; y el bastidor del motor se ha desarrollado en magnesio ultraligero.

Ingeniería aplicada para la reducción de pesos
Debido al uso de esta carrocería ASF, el R8 GT pasa de los 1.625 kilos de peso de la versión 5.2 FSI quattro con cambio R tronic a los 1.525 kilos. Para alcanzar esta cifra, se han modificado infinidad de parámetros. Lo más llamativos son el parabrisas, realizado en un cristal más delgado, o la mampara entre el habitáculo y el compartimento del motor, así como la luneta posterior, fabricados con policarbonato ligero y resistente. Con estos retoques se ahorran 9 kilogramos. El alerón fijo trasero supone 1,2 kilos menos, mientras que unas láminas de metal más finas en el capó delantero rebajan otros 2,6 kilos el peso final.

El portón trasero se ha fabricado con un material plástico reforzado con fibra de carbono que pesa 6,6 kilos menos que en la versión original. El paragolpes trasero y las láminas laterales, del mismo material, rebajan 5,2 y 1,5 kilos respectivamente.

Los componentes técnicos también han sido retocados para mejorar la ligereza del conjunto. Así, los ingenieros redujeron 1 kilogramo del sistema de frenos asistido, 4 de las pinzas de aluminio de los discos de freno y 9,4 de la batería. También se disminuyeron 2,3 kilos del peso del módulo de admisión de aire y 2,8 del aislamiento del compartimiento motor.

Otros detalles sorprendentes pero igual de eficaces están situados en las nuevas alfombrillas, 7,9 kilos más ligeras, en los asientos baquet con chasis de plástico reforzado con vidrio, 31,5 kilos menos pesados, y en otros muchos aspectos adicionales de interior, exterior y parte tecnológica. Todo con tal de conseguir un R8 menos pesado, más dinámico y con mejores prestaciones.

Diseño más afilado y efectivo
El nuevo Audi R8 GT mide 4,43 metros de largo, 1,93 metros de ancho y 1,23 metros de alto. Su aspecto es más afilado incluso que en la versión básica, generando todavía mayor 'downforce' sin incrementar los valores de coeficiente aerodinámico (0,36). El marco de la parrilla y los bordes y las varillas de las tomas de aire, en gris titanio mate, son algunas de las novedades estéticas del modelo. Así como el deflector, realizado en fibra de carbono, los faros LED de serie con diodos de emisión de luz para todas sus funciones, o la luz de marcha diurna de 24 LEDs.

Los ingenieros de Audi han trabajado a fondo modificando la práctica totalidad del vehículo para conseguir reducir su peso en hasta 100 kilogramos

Un elemento que le otorga gran personalidad es la franja lateral donde se alojan las tomas de aire que van directas al motor. Se han realizado también en carbono mate, con el mismo material que se usa en las carcasas de los retrovisores, montadas sobre una base de aluminio. Las llantas de aluminio, acabadas en estilo titanio, de 19 pulgadas y cinco radios en forma de 'Y' también son completamente nuevas. Así como las defensas delanteras, con el logo GT incrustado.

En su trasera cambian el alerón fijo, las entradas para ventilación a ambos lados del portón, el enorme difusor fabricado en fibra de carbono composite y los pilotos posteriores, con LEDS y equipados con carcasas oscuras con cristales claros.

Potencia sólo para conductores expertos
El motor V10 ha sido retocado para acelerar de 0 a 100 km/h en tan sólo 3,6 segundos y lograr una velocidad máxima de 320 km/h. Los cambios efectuados proporcionan 35 CV extra en este propulsor de diez cilindros y 5.204 cc, que alcanza los 560 CV de potencia con un par máximo impresionante de 540 Nm a 6.500 rpm. El corte de inyección se sitúa en las 8.700 vueltas.

Este auténtico 'monstruo' va asociado a una caja de cambios R tronic con modo Normal o Sport que se puede manejar desde la pequeña palanca situada en el túnel central o a través de las levas ubicadas en el volante. Y como algunos deportivos de primer nivel, dispone de un sistema denominado Launch Control, que gestiona la aceleración plena del motor girando a altas revoluciones con el vehícul en parado y minimizando el patinamiento de las ruedas delanteras hasta lanzarnos como si de una salida de carreras se tratara.

La tracción es a las cuatro ruedas con el clásico sistema quattro de Audi, que envía un 15% de potencia al eje delantero y un 85% al trasero en condiciones normales, pero que puede mandar hasta un 30% de par a las ruedas delanteras si fuera necesario.

Para controlar este purasangre son necesarios unos neumáticos de 235/35 delante y 295/30 detrás, montados en llantas de 19 pulgadas. Para los más entusiastas de la competición Audi ofrece opcionalmente unos neumáticos denominados Cup, con lo más avanzado en prestaciones para suelo seco. Los discos de freno, carbocerámicos e internamente ventilados, son de 380 mm delante y 356 mm detrás.

Y por si fuera poco, el R8 GT ofrece un programa de estabilidad ESP especialmente calibrado para el modelo que puede activarse en modo Sport gracias a un pulsador, y que incluso puede desactivarse por completo si vamos a rodar en circuito.

Precio... también de infarto
Pero no sólo el diseño, la potencia o las prestaciones iban a ser de infarto. El precio aproximado en nuestro país, de 210.000 euros, le sitúan entre los vehículos más caros del mercado. Eso sí, por esta módica cantidad, los 333 afortunados compradores del R8 GT dispondrán de un deportivo de los que marcan una época, equipado como la mejor de las berlinas de representación, con sistema de climatización, ventanillas eléctricas, navegador con MMI y un potente equipo de música. Todo ello, envuelto por una carrocería disponible en cuatro colores (Samoa Orange Metallica, Suzuka Gray Metallica, Ice Silver Metallica y Phantom Black pearl effect), con tonalidades en negro y gris oscuro en el habitáculo y varios tapizados de Alcantara cosidos con hio de contraste.

Para los más sibaritas, el R8 GT dispone también de un sistema de sonido opcional de Bang & Olufsen de diez canales, con 465 watios, cargador de CD y Audi Music Interface.

mmoran@unidadeditorial.es
Síguenos en twitter: @marca_motor

Audi R8 GT

Audi R8 GT

TODAS LAS MARCAS

Noticias RSS | Aviso legal | Contacto

Un web de MARCA.com